portadaapp
unnamed
malumaPedrera-inter

Aseguran haber visto al “Lobizón” en una ciudad entrerriana

Vecinos de una localidad de la provincia afirman haber tenido algún tipo de contacto con el “Lobizón”. ¿Verdad o leyenda urbana?…

Numerosos vecinos aseguran que vieron al “Lobizón” en Feliciano. Varios medios de la zona se han hecho eco de la noticia y han compartido algunos testimonios de ciudadanos. La leyenda urbana parece haber cobrado vida en el norte entrerriano y da qué hablar entre los pobladores.

El rumor comenzó a circular con fuerza a mediados de la semana pasada. Por el momento, desde la Jefatura Departamental Feliciano de Policía señalaron a AHORA que no le dan crédito a los relatos de los lugareños, que sitúan al “Lobizón” en diferentes sectores de la ciudad.Uno de los testimonios sostiene: “En Ruta 2, cerca de la curva de la circunvalación, venía pasando en auto y de pronto vi algo parecido a un perro enorme y negro, pero no era perro porque era muy grande y deforme. Los pies eran deformes también , no se movía, solo me miraba, la cara era similar a un ciervo”.

Pero no fue el único relato que trascendió entre los habitantes de Feliciano. El tema se viralizó rápidamente en las redes sociales y, estando influenciados o no uno por el otro, muchos otros testimonios se fueron sumando; todos tenían en común haber experimentado una presencia extraña: la imagen de un perro grande, rasguños, aullidos, miedo.

Aquí, algunos ejemplos:

LA PALABRA DE LA POLICÍA

En diálogo con AHORA, el jefe de la Departamental Feliciano de Policía, Juan Pedro Silvetti, reconoció que el tema circula entre los lugareños, pero dijo que oficialmente “no hay nada”.

He escuchado a vuelo de pájaro algunos comentarios; unos se ríen, otros se cargan, pero la verdad es que no tenemos nada de eso. No hay nadie que se haya acercado a la Jefatura o a algún móvil policial a poner esto en conocimiento”, indicó el funcionario a esta Redacción.

Consultado acerca de a qué le atribuye los relatos aquí expuestos, Silvetti expresó: “Alguien largó el rumor y se están haciendo algunos comentarios como eco de eso, pero nada más”.

LA LEYENDA DEL “LOBIZÓN”

De acuerdo a la creencia, el séptimo hijo varón de una familia padece un maleficio por el cual a partir de su adolescencia, comienza a sufrir transformaciones que lo convierten en un ser mitad humano mitad animal las noches de luna llena.

Si bien se lo llama “Lobizón”, este ser presenta una mezcla de características perrunas y porcinas. Se le atribuye la pérdida de conciencia cuando se convierte, por lo que ataca a animales y personas con los que está familiarizado. Además, se sostiene que el “Lobizón” se alimenta de excremento y de niños no bautizados.

Según la Mitología Guaraní, la leyenda dice que el lobizón es el séptimo y último hijo de Tau y Kerana, en quien sobrecayó la mayor maldición que pesaba sobre sus progenitores, que en las noches de luna llena de los viernes y/o martes se transforma en este tipo de animal humanoide descrito.

La amplia difusión popular de la leyenda y la marginación de varones nacidos en esa circunstancias dio origen.

En Ruta 2, cerca de la curva de la circunvalación, venía pasando en auto y de pronto vi algo parecido a un perro enorme y negro, pero no era perro porque era muy grande y deforme. Los pies eran deformes también , no se movía, solo me miraba, la cara era similar a un ciervo.

Para contrarrestarla- a la tradición del padrinazgo por parte del Presidente de la Nación al séptimo hijo varón, legalizada bajo el mandato de Juan Domingo Perón en 1973.

Algunos dicen que para matar al Lobizón hay que aplicar un puñal de arma blanca en su corazón; otros dicen que es necesaria una bala de plata para tal fin, mientras que otras versiones indican que el proyectil sólo debe estar bautizado.

Comments

comments

Estacion XLW 92.1

CONTACTANOS!